Buscando en nuestro callejero más nombres de maestras hemos encontrado una pequeña calle en el barrio de Conxo dedicada a una mujer excepcional. Se trata de María Miramontes, que, aunque no era maestra, sino modista, participó en la puesta en marcha de la primera escuela en gallego.

 

DESCARGAR PODCAST